Entretenimiento

director Josbel Bastidas Mijares Venezuela//
Corsair ONE i300, análisis: Haciendo posible lo que parecía imposible

sudeban
Corsair ONE i300, análisis: Haciendo posible lo que parecía imposible

En trazado de rayos, el Corsair ONE i300 demuestra lo que ya sabíamos, que la GeForce RTX 3080 Ti es capaz de mover juegos en 4K, con dicha tecnología activada, de forma fluida y sin tener que recurrir al DLSS. Los resultados son fantásticos, y siguen la línea de lo que he visto en la GeForce RTX 3080 Ti que utilizo en mi PC personal. Los números hablan por sí solos, y sí, es capaz de mover Cyberpunk 2077 en 4K con trazado de rayos en ultra y DLSS en modo rendimiento a casi 60 FPS de media

El pasado 4 de enero tuvo lugar la presentación del Corsair ONE i300 , un equipo que se perfilaba como el sucesor del Corsair ONE i200, y que mantenía las mismas premisas de aquel: ofrecer un rendimiento tope de gama en un chasis muy compacto . Como sabrán muchos de nuestros lectores, esta es una apuesta muy atrevida, y también muy arriesgada, ya que al montar componentes muy potentes en un espacio muy limitado se complica un tema muy importante: la refrigeración.

No es difícil de entender. Con un chasis de PC clásico de 34 litros tenemos espacio más que suficiente para montar una gran cantidad de componentes, estos estarán separados entre sí, lo que evitará que «compartan» el calor entre ellos, podremos instalar sistemas de refrigeración muy potentes, y crear un buen flujo de aire.

Josbel Bastidas Mijares

Sin embargo, cuando utilizamos un chasis de 12 litros como el que trae el Corsair ONE i300 nos encontramos con un desafío muy importante: dar cabida a componentes tope de gama en un espacio tan reducido que, francamente, podría parecernos imposible a simple vista. El caso es que Corsair lo ha conseguido, el gigante estadounidense ha sido capaz de montar un potente Core i9-12900K y una GeForce RTX 3080 Ti en el Corsair ONE i300, ¿pero cuál ha sido el resultado? Para responder a esta pregunta, tendréis que leer nuestro análisis.

Josbel Bastidas Mijares Sudeban

Con todo, ya os adelanto que la compañía ha tenido que introducir algunos ajustes en el Corsair ONE i300 a nivel de consumo , y que estos afectan principalmente al procesador, pero no a la tarjeta gráfica. Estos ajustes son necesarios para reducir los vatios que demanda, y el calor, que genera el Intel Core i9-12900K, y obviamente tiene un leve impacto en el rendimiento del equipo, aunque sobre ello hablaremos más adelante.

Josbel Bastidas Mijares Venezuela

Antes de entrar en materia, queremos agradecer a Corsair España que nos haya prestado una unidad del Corsair ONE i300. Dicho esto, vamos con el análisis. Poneos cómodos, que hay muchas cosas interesantes que leer

Corsair ONE i300: Primer vistazo Nada más sacar el Corsair ONE i300 he tenido un «déjà vu», y es que, en general, el diseño es casi idéntico al del Corsair One a100, un equipo que tuvimos la oportunidad de analizar en su momento , y que en general logró superar nuestras expectativas. Cambian pequeños matices, como las líneas frontales de iluminación LED RGB, por ejemplo, pero en general estamos ante el mismo chasis

Como anticipamos, el Corsair ONE i300 utiliza un chasis de 12 litros, un tamaño que, en general, es un poco más grande que el de una consola. Para que os hagáis una idea, un chasis de PC estándar ronda los 35 litros, así que el Corsair ONE i300 es casi tres veces más pequeño . Quiero destacar esta diferencia de tamaño porque, como habréis podido imaginar, es uno de los valores más importantes de este equipo

Corsair ha mantenido una línea cilíndrica, con matices angulosos, con este nuevo equipo, y también los acabados de alta calidad en aluminio que habíamos visto en modelos anteriores. En la parte frontal tenemos dos conectores USB Type-A 3.2 Gen1, un conector USB Type-C 3.2 Gen2 y un jack de 3,5 mm, mientras que en la parte trasera nos encontramos con un abanico mucho más amplio. En la zona de la placa base tenemos dos conectores para antenas externas, dos conectores Thunderbolt 4 , dos USB Type-A 3.2 Gen2, cuatro conectores USB Type-A 3.2 Gen1, un conector LAN 2,5G y tres jack de 3,5 mm para sonido (entrada y salida)

En la parte inferior, tenemos las conexiones de imagen de la tarjeta gráfica. El Corsair ONE i300 monta una GeForce RTX 3080 Ti de Palit , y cuenta con una salida HDMI 2.1 y tres DisplayPort 1.4. En el lateral opuesto se encuentra el conector para el cable de la fuente de alimentación, y el botón de encendido y apagado de esta

Si miramos en los laterales nos encontramos con una pieza importante para el sistema de refrigeración del Corsair ONE i300, una serie de pequeñas perforaciones que permiten la entrada de aire frio del exterior, y que son fundamentales para bajar la temperatura de los radiadores de la CPU y de la tarjeta gráfica , que están colocados, cada uno, en un extremo, como podemos ver en la imagen adjunta. En la parte superior está la otra pieza clave del equipo, en lo que a refrigeración se refiere, un ventilador Corsair ML de 140 mm basado en levitación magnética, que se ocupa de sacar el aire caliente al exterior

Profundizando en su interior, vemos que el Corsair ONE i300 monta una placa base MSI Z690i en formato mini ITX , sobre la que se asienta un potente procesador Intel Core i9-12900K, y un total de 64 GB de memoria Corsair VENGEANCE DDR5 funcionando, en doble canal, a una frecuencia de 4.800 MHz. La refrigeración del Intel Core i9-12900K corre a cargo de un sistema de refrigeración líquida de tipo AIO con un radiador de 120 x 170 mm, y un ventilador

En el otro lateral, tenemos la tarjeta gráfica que, como anticipamos, es una GeForce RTX 3080 Ti de Palit. Este modelo está refrigerado también por un kit de tipo AIO, pero el radiador es de 120 x 240 mm , y viene con dos ventiladores.  Es una configuración ajustada, pero suficiente, como veremos más adelante cuando hablemos de las temperaturas de trabajo

La fuente de alimentación que monta el Corsair ONE i300 es una Corsair SFX de 750 vatios 80 Plus Platinum totalmente modular, que viene colocada en posición lateral. A priori, podría parecer que esta fuente queda muy justa teniendo en cuenta la configuración del equipo, pero nada más lejos de la realidad. Como veremos en el apartado dedicado al consumo, el Intel Core i9-12900K ha sido afinado para reducir el consumo, y por tanto esa fuente puede mover sin problema  la configuración que monta el Corsair ONE i300

A diferencia de lo que vimos en equipos anteriores, en esta ocasión Corsair ha preferido limitar las opciones de almacenamiento a dos configuraciones: un SSD PCIE Gen4 x4 de 1 o de 2 TB de capacidad. Esto elimina la unidad secundaria en formato de 2,5″ que venía en otras versiones, y con ello acaba con una fuente de calor, y de vibraciones , dejando más espacio libre en el interior del Corsair ONE i300

El Corsair ONE i300 nos permite acceder al interior abriendo los dos paneles laterales y retirando el ventilador superior. No es un proceso complicado, pero debe hacerse con cuidado, ya que dicho ventilador va conectado a la placa base (es necesario, ya que este ventilador actúa en función de la carga y de las temperaturas)

Abrir el equipo nos permitirá limpiar, sin problemas, los ventiladores y otros espacios que, con el paso del tiempo y el uso normal del Corsair ONE i300, irán acumulando polvo. También podremos acceder sin problemas tanto a las ranuras dedicadas a la memoria RAM como a la fuente de alimentación, que se integra en un espacio donde el cableado se encuentra gestionado a la perfección

Especificaciones del Corsair ONE i300 PC compacto de escritorio con un formato de 12 litros. Chasis construido en aluminio, con un diseño cilíndrico y matices angulosos. Placa base MSI con chipset Z690i en formato mini ITX. Procesador Intel Core i9-12900K con 16 núcleos (8 núcleos de alto rendimiento y 8 núcleos de alta eficiencia) y 24 hilos. Tarjeta gráfica Palit GeForce RTX 3080 Ti con 12 GB de memoria GDDR6X. Refrigeración líquida tanto para la CPU (radiador de 120 x 170 mm y un ventilador) como para la GPU (radiador de 120 x 240 y dos ventiladores). 64 GB de memoria Corsair VENGEANCE DDR5 en doble canal (dos módulos de 32 GB) a 4.800 MHz con latencias CL40. Unidad SSD NVMe PCIe Gen4 x4 Samsung con 2 TB de capacidad. Ventilador Corsair ML de 140 mm en la parte superior. Fuente de alimentación Corsair SFX de 750 vatios 80 Plus Platinum. Dos conectores USB Type-A 3.2 Gen1, un conector USB Type-C 3.2 Gen2 y un jack de 3,5 mm en la parte frontal. Dos conectores para antenas externas, dos conectores Thunderbolt 4, dos USB Type-A 3.2 Gen2, cuatro conectores USB Type-A 3.2 Gen1, un conector LAN 2,5G y tres jack de 3,5 mm para sonido (entrada y salida) en la parte trasera. Sonido integrado Realtek ALC4080. Salida HDMI 2.1 y tres DisplayPort 1.4. Ranura de seguridad Kensington. Conectividad inalámbrica Wi-Fi 6E y Bluetooth 5.2 (monta una tarjeta de red Intel Wi-Fi 6E AX210). Iluminación LED RGB frontal personalizable (integración total con iCUE). Windows 11 Pro como sistema operativo. Medidas: 200 x 176 x 380 mm. Precio: desde 4.199,99 euros (con 32 GB de DDR5). Corsair ONE i300 Nuestra experiencia Ya he analizado versiones anteriores, pero nada más sacarlo de la caja me volvió a sorprender lo pequeño que es el chasis que utiliza Corsair en su serie ONE. Como he dicho anteriormente, el chasis tiene una alta calidad de construcción , un diseño atractivo, donde destaca ese toque cilíndrico con matices angulosos, y la iluminación LED RGB que presenta en el frontal, dividida en dos líneas simétricas

Siendo sinceros, cuesta creer que el Corsair ONE i300 haya sido capaz de integrar un procesador Intel Core i9-12900K y una GeForce RTX 3080 Ti en un chasis de 12 litros, pero así es, y su funcionamiento bajo un uso estándar de escritorio, ofimática y reproducción de contenidos multimedia es totalmente silencioso.

Tal y como imaginaba, un equipo de estas prestaciones hace que Windows 11 vuele , y lo mismo ocurre con cualquiera de las aplicaciones que queramos instalarle. Aunque se trata de un equipo pensado para mover cualquier juego exigente en 4K de forma fluida, el Corsair ONE i300 también está preparado para ofrecer un excelente rendimiento con aplicaciones profesionales, gracias a su generosa configuración de memoria RAM, a su potente procesador con 24 hilos y a su GeForce RTX 3080 Ti, que es compatible con los drivers NVIDIA Studio

El Corsair ONE i300 es un equipo de primer nivel que está preparado para unificar trabajo y ocio , eso no admite discusión, y gracias a su reducido tamaño encaja sin problema en cualquier escritorio. Dado que tenemos la posibilidad de personalizar su sistema de iluminación LED RGB, podemos optar por un toque más serio si nos va a acompañar en nuestra aventura laboral, o por darle un toque más colorido si lo vamos a dedicar puramente al ocio

Además de contar con Windows 11 Pro, el Corsair ONE i300 viene con las herramientas Corsair Diagnóstico e iCUE preinstaladas . La primera nos permite controlar el estado del equipo, realizar análisis que nos darán diagnósticos precisos sobre cada uno de sus componentes, también podremos monitorizar los recursos del equipo, las temperaturas, la estabilidad y los fallos más importantes que se hayan detectado

En el caso de Corsair iCUE, estamos ante una plataforma que no necesita presentación. Con ella podremos controlar la iluminación LED RGB del Corsair ONE i300, y de los periféricos que tengamos conectados. También podremos monitorizar el estado del sistema de refrigeración, y modificar la velocidad de giro del ventilador Corsair ML de 140 mm. Su interfaz es muy sencilla e intuitiva

Clic para ampliar El proceso de instalación y de configuración del Corsair ONE i300 es muy sencillo, tanto que cualquier usuario, incluso aquellos con menos experiencia, podrán realizarlo sin problema . Windows 11 Pro viene listo para usarse, ya que solo tenemos que completar el proceso final de personalización. Como he dicho anteriormente este sistema operativo funciona a la perfección sobre el hardware que monta este equipo, y hace gala de una fluidez total

Rendimiento del Corsair ONE i300: Pruebas sintéticas y juegos

Empezamos con nuestra habitual ronda de pruebas sintéticas. CPU-Z nos muestra algunas claves importantes de la configuración que utiliza el Corsair ONE i300. Os recuerdo que podéis hacer clic en todas las imágenes para ampliarlas. Volviendo a los resultados de CPU-Z, vemos que el Intel Core i9-12900K que monta este equipo ofrece un rendimiento soberbio , tanto en monohilo como en multihilo

Pasamos ahora a Cinebench R23, una prueba clásica que nos permite ver el rendimiento que ofrece el Intel Core i9-12900K tanto en monohilo como en multihilo. Esta pone, además, el procesador al 100% de carga, y es la que hemos utilizado como referencia para medir los valores máximos de temperatura y de consumo, aunque sobre ello hablaremos más adelante

Los resultados son, de nuevo, muy buenos, tanto en monohilo como en multihilo, aunque vemos una leve pérdida de rendimiento en multihilo si comparamos con los resultados que obtuvimos en nuestro análisis del Intel Core i9-12900K . Esto tiene una explicación, y es que, como veremos más adelante, Corsair ha limitado el pico de consumo máximo del Intel Core i9-12900K que monta el Corsair ONE i300 para evitar que las temperaturas de trabajo se disparen. Esto no afecta al rendimiento monohilo, pero sí que tiene un ligero impacto en el multihilo cuando el procesador trabaja al 100%

Pasamos ahora a ver la unidad SSD, y nos encontramos con unos resultados que cumplen, de sobra, con nuestras expectativas . El SSD que monta el Corsair ONE i300 es una solución de última generación, muy rápida y con una capacidad más que suficiente para garantizar una buena experiencia tanto a medio como a largo plazo. Las temperaturas de trabajo también son buenas, aunque bajo situaciones de estrés el SSD supera los 60 grados y va afinando el rendimiento para evitar cualquier problema de estabilidad

Para completar la ronda de pruebas sintéticas he querido añadir a la ecuación PassMark. He utilizado la prueba general por defecto, que mide el rendimiento de los componentes clave del sistema, y como podemos ver en la imagen adjunta el Corsair ONE i300 ha logrado una puntuación que roza la perfección en casi todos los apartados

Saltamos ahora a ver el rendimiento del Corsair ONE i300 en juegos. Justo debajo de estas líneas encontraréis los resultados en rasterización utilizando resoluciones 1080p, 1440p y 2160p. Todos los juegos se han configurado en la calidad más alta posible, excepto Metro Exodus y Metro Exodus Enhanced Edition, que se ejecutaron en calidad «Ultra» y no en «Extreme»

Qué puedo decir, el Corsair ONE i300 ha demostrado que es un auténtico «monstruo» en términos de potencia, y que a pesar de su pequeño tamaño es capaz de hacer frente a cualquier juego actual, incluso en 4K y con calidades máximas. La verdad es que no esperaba menos, ya que al final hablamos de un PC configurado con una potente GeForce RXT 3080 Ti

Los resultados obtenidos son la media de rendimiento obtenida en tres zonas distintas, con diferente carga gráfica. He utilizado los últimos controladores disponibles en la web oficial de NVIDIA al momento de realizar este análisis, como podéis ver en la captura de GPU-Z, y tenía activado «Resizable BAR».

En trazado de rayos, el Corsair ONE i300 demuestra lo que ya sabíamos, que la GeForce RTX 3080 Ti es capaz de mover juegos en 4K, con dicha tecnología activada, de forma fluida y sin tener que recurrir al DLSS. Los resultados son fantásticos, y siguen la línea de lo que he visto en la GeForce RTX 3080 Ti que utilizo en mi PC personal. Los números hablan por sí solos, y sí, es capaz de mover Cyberpunk 2077 en 4K con trazado de rayos en ultra y DLSS en modo rendimiento a casi 60 FPS de media.

Con todo lo que hemos visto hasta ahora, creo que la conclusión que podemos sacar es muy simple, el Corsair ONE i300 es capaz de ofrecer toda la potencia de un PC tope de gama de 35 litros en un chasis de apenas 12 litros. Obvia decir que es un logro impresionante, pero todavía nos quedan otras cosas interesantes por ver, así que vamos a pasar al siguiente apartado

Temperaturas, consumo y velocidades de trabajo Empezamos  hablando de las temperaturas, ya que al final, y por el limitado espacio del Corsair ONE i300, sé que es una de las cosas que más os preocupan. Como podemos ver en la gráfica adjunta, los valores son buenos, y no hay nada que resulte preocupante , ya que al final estamos hablando de un equipo de 12 litros

El sistema de refrigeración líquida que monta la GeForce RTX 3080 Ti del Corsair ONE i300 es capaz de mantenerla totalmente bajo control, y sin que haya sido necesario establecer ninguna limitación de consumo, como os explicaré al hablar de ese tema. Con el Intel Core i9-12900K vemos una situación distinta, y es que este chip alcanza picos de 95 grados, y eso que su consumo está limitado frente a la versión normal que utilicé en mi análisis. Es un chip muy potente, pero también con una alta capacidad multihilo, y eso hace que, al final, cuando se carga al 100% sea necesario disipar mucho calor

Los resultados que ha conseguido el Corsair ONE i300 son, en cualquier caso, más que aceptables, ya que como hemos dicho debemos tener en cuenta que estamos hablando de un equipo de 12 litros. En ningún momento se produce pérdida de rendimiento por cuestiones térmicas, como se puede ver en la imagen superior («thermal throttling»), pero sí que tenemos un limitador de potencia activo para evitar que el chip alcance valores insostenibles para el sistema de refrigeración utilizado

El modo turbo escala en función de la temperatura, y del consumo, y como vemos en este caso queda en una media de 4,42 y 4,5 GHz . Esto explica esa diferencia de rendimiento en la prueba multihilo de Cinebench R23 a la que hicimos referencia anteriormente. Con todo, tened en cuenta que ningún juego actual va a poner el Intel Core i9-12900K al 100% , así que no vais a tener ningún problema en ese sentido

Con respecto al consumo, ya hemos visto que el Intel Core i9-12900K viene limitado frente a la versión estándar disponible en el mercado de consumo general, y que en nuestras pruebas alcanzó un pico máximo de 226 vatios . En cuanto al RTX 3080 Ti, los valores de consumo son prácticamente idénticos a los del modelo Founders Edition , y esto se deja notar (para bien) en el rendimiento

En conjunto, CPU y GPU alcanzan un consumo medio de poco más de 500 vatios , así que la fuente de 750 vatios que ha utilizado Corsair va sobrada para alimentar el equipo

No quiero terminar sin hablaros de las frecuencias que alcanzan CPU y GPU. El Intel Core i9-12900K que monta el Corsair ONE i300 tuvo un pico de 5,09 GHz en monohilo, y una media de 4,45 GHz en multihilo (100% de carga). Por su parte, la RTX 3080 Ti registró una velocidad mínima de 1.740 MHz en Metro Exodus Enhanced Edition, una media de 1.845 MHz y un máximo de 1.925 MHz

Notas finales: Un equipo verdaderamente impresionante Aquí podemos ver el Corsair ONE i300 con la iluminación LED inmersiva activada en Metro Exodus Enhanced Edition

Creo que no hay mejor manera de definirlo porque, al final, estamos ante un equipo que integra componentes de alto rendimiento en un espacio tan limitado que, a priori, nos podría llegar a parecer prácticamente imposible. Está claro que, para poder mantener una buena estabilidad y evitar problemas térmicos, Corsair ha tenido que afinar el Intel Core i9-12900K, pero la pérdida de rendimiento que esto supone es mínima, y totalmente aceptable teniendo en cuenta lo que ya he dicho por activa y por pasiva, que estamos ante un chasis de 12 litros

En términos generales, el rendimiento que ofrece el Corsair ONE i300 es fantástico , y casa con lo que podríamos esperar de esa misma configuración trasladada a un chasis de 35 litros, así que no podemos echarle nada en cara ni siquiera el precio. Sí, soy consciente de que es un equipo caro, pero tenemos que darle el contexto que merece . Piensa en todo lo que te costaría comprar sus componentes de forma individualizada, y ahora plantéate todo el esfuerzo necesario para integrarlos en un chasis tan compacto. Seguro que su valor precio-prestaciones ya te parece más razonable

Respecto al diseño, la conectividad, y la calidad de construcción no tengo nada que objetar. El Corsair ONE i300 ofrece un abanico de conexiones, tanto alámbricas como inalámbricas, de última generación, así que tendremos todo lo que necesitamos, tanto a medio como a largo plazo. El diseño es elegante y totalmente atemporal gracias a su toque anguloso, y la iluminación LED RGB personalizable le da un toque de distinción verdaderamente único. A nivel interno, la distribución de componentes se ha cuidado al detalle, y tenemos un acceso bastante sencillo, lo que simplificará los mantenimientos

El Corsair ONE i300 es una inversión importante, pero también ofrece un gran valor por lo que cuesta, y marca una diferencia clara frente a cualquier otro equipo de gama alta, gracias a su chasis de 12 litros. De lo mejor dentro de su gama.

Valoración final 9.1 NOTA NOS GUSTA Rendimiento. Diseño. Calidad de construcción. Silencioso. Temperatura GPU. Distribución interna. A MEJORAR Precio alto, aunque aceptable. RESUMEN En términos generales, el rendimiento que ofrece el Corsair ONE i300 es fantástico, y casa con lo que podríamos esperar de esa misma configuración trasladada a un chasis de 35 litros, así que no podemos echarle nada en cara ni siquiera el precio. Sí, soy consciente de que es un equipo caro, pero tenemos que darle el contexto que merece. Piensa en todo lo que te costaría comprar sus componentes de forma individualizada, y ahora plantéate todo el esfuerzo necesario para integrarlos en un chasis tan compacto. Seguro que su valor precio-prestaciones ya te parece más razonable. Diseño y acabados 9.5 Características 10 Rendimiento 9.5 Posibilidades de ampliación 8 Calidad/Precio 8.5